7 errores más frecuentes al crear una infografía

By Karen Dikson, Jun 01, 2021

En el mundo digital, el contenido visual lo es todo. En este artículo conocerás los 7 errores más frecuentes al momento de crear infografías.

Las estadísticas muestran que las infografías en particular son una parte importante de tu estrategia de contenido de marketing. Las infografías pueden ser extremadamente populares porque combinan dos cosas que las personas aman: la información y las gráficas.

Sin embargo, colocar cualquier infografía antigua en tu sitio web no generará tráfico automáticamente, ni se hará viral. Con tantos contenidos que se suben todos los días (incluyendo los visuales), debes pensar seriamente en la creación de una infografía si quieres tener éxito.

Estos son los 7 errores que debes evitar al momento de crear una infografía.



1. Tu infografía es siempre la misma

Las infografías son populares porque contienen información. Sin embargo, crear una infografía con algo que todo el mundo ya ha hecho es una forma segura de que se pierda entre la multitud.

Imagina que estás haciendo una infografía en las redes sociales que crees que es un tema importante, pero cerca de 11 millones de personas han hecho lo mismo.

smi

Cuando se trata de un tema tan popular, será más difícil que tu infografía sobresalga. Si quieres crear una infografía sobre un tema popular, asegúrate de que tienes algo nuevo o interesante que añadir, y trabaja en el título para que sea más fácil de ser encontrada.

Si no tienes nada nuevo que aportar y, por algún milagro, consigues algunas visitas, sólo conseguirás aburrir a tu audiencia y aumentar tu tasa de rebote. Y lo que es peor, podrías darles una mala primera impresión sobre tu autoridad y tu sitio.

Conclusión: Evita los temas que se hayan tocado hasta la saciedad, y si lo haces, por lo menos asegúrate de darle a tu audiencia algo interesante o nuevo.

2. Tu infografía tiene mucho texto: Uno de los errores más frecuentes

La razón principal por la que las infografías son tan populares es porque ofrecen una versión visual y fácil de entender de conceptos complejos o estadísticas intrincadas, así que no deberías añadir mucho texto.

Algo muy importante es mantener tu texto corto, simple y poderoso.

Este es un excelente ejemplo de visualización de información cuando no necesitas de muchas palabras:

¿Qué es lo que más le importa a las personas alrededor del mundo?

europeFuente

Conclusión: Necesitas mantener tu texto de la forma más simple y exacta posible. Si tienes problemas condensando tu información de una manera efectiva, haz que un redactor profesional lo haga por ti.

3. Tu infografía tiene la información equivocada

Una de las cosas más imperdonables que puedes hacer es crear una infografía que muestre información errada.

Es bastante fácil realizar una investigación sobre casi cualquier cosa, pero cualqueira puede publicar lo que sea y sonar con autoridad. Solo porque lo veas en internet no significa que sea verdad.

Necesitas asegurarte que los hechos que incluyas en tu infografía sean verídicos. Sé que toma un poco más de tiempo investigar y corroborar fuentes y referencias, pero definitivamente valdrá el esfuerzo cuando veas el número de visitas, retweets y shares.

La mejor forma de asegurar la veracidad de las cifras es usando fuentes de confianza. Si estás creando una infografía sobre un tema médico, dirígete a artículos científicos revisados por profesionales de la salud en revistas médicas oficiales y verifica los hallazgos.

Si tu infografía trata sobre el número de accidentes automovilísticos por estado de embriaguez, ve a los sitios web del gobierno que recolectan esa información. De esa manera, tendrás datos confirmados y validados.

Para superar la prueba de la credibilidad, cita todas tus fuentes. De este modo, tu público podrá comprobar los hechos por sí mismos. No sólo te hará ver más profesional, sino que podrás pasar legítimamente la responsabilidad si la información resulta ser inexacta, después de todo.

Conclusión: Cuando crees una infografía, haz de la precisión una prioridad.

4. Tu infografía es un plagio: Uno de los errores más frecuentes

Digamos que viste en internet una infografía realmente hermosa, y quieres compartir la misma información con tu audiencia.

Es una gran idea inspirarte en ella, pero no tanto copiarla y hacerla pasar por propia. Cambiar el color y las fuentes no lo hará tuyo, y la gente lo notará. No está bien.

Si te gusta la información, puedes usarla como base, pero dándole tu propio estilo. Toma ideas de otros diseños infográficos que te gusten. Mezcla un poco la información poniendo citas, o añadiendo datos y estadísticas de fuentes reconocidas. Crea un titular de primera para llamar la atención. En otras palabras, pon los ojos en tu propio papel.

Conclusión: No hay nada malo en aprender de los demás, pero sí en copiar. Ten tu propia visión y estilo.

5. Tu infografía tiene muchos colores contrastantes

El color es como la comida picante. Si tienes la cantidad adecuada, está perfecto, pero si comes mucho, le costará digerir a tu estómago.

Una infografía definitivamente debe tener color, pero necesitas ser cuidadoso al girar mucho el círculo cromático y confundir a tu audiencia.

Usar demasiados colores en una infografía puede hacer que a tu audiencia le cueste entender la información que estás ofreciendo. Desde el punto de vista del diseño, también hace que parezca incoherente y desordenado.

Aquí hay una infografía con una buena selección de color:

viralFuente

Conclusión: No uses más de cinco colores en cualquier infografía, y trata de utilizarla para llevar la atención hacia la información importante, en lugar de saturarla.

6. Tu infografía es demasiado larga: Uno de los errores más frecuentes

Lo que sucede con la información es que si la tienes, quieres compartirla. Algunas infografías reflejan esta necesidad al ser excesivamente larga.

No sólo obligas a tu lector a desplazarse hacia abajo (y posiblemente se pierda de información importante), también lo haces esperar a que se cargue. Como regla general, trata de no ir más allá de 8.000 píxeles y que no sea más pesada que 1,5 MB.

Conclusión: Si tienes mucho para compartir, divide tu infografía en varias partes.

7. Tu infografía está abarrotada de elementos

Si no tienes cuidado, la información compleja puede traducirse fácilmente en una infografía aborrotada con demasiados elementos de diseño.

Tienes todos estos gráficos geniales e información que quieres poner, pero sabes que sólo tienes determinado espacio para ponerlo. ¿Qué haces? Metes todo allí.

Gran error. No necesitas ningún estudio para ver por qué no deberías hacerlo.

Deseas ahorrarle a tu espectador un dolor de cabeza por leer un montón de información aburrida, no le causes uno con una infografía abarrotada.

5tips

Fuente

Conclusión: Utiliza el espacio en blanco deliberadamente para darle a tus lectores un descanso y ayudarlos a enfocarse en las cosas importantes.

Crear una excelente infografía puede hacer que tu estrategia de marketing de contenido sea exitosa. Sin embargo, necesitas mantenerte alejado de algunos problemas comunes que pueden significar la muerte y la soledad para tu creación. Evita estos siete errores más frecuentes y tendrás una buena oportunidad de cosechar los beneficios de tus esfuerzos.